Nunca había sido tan fácil evacuar un sistema de refrigeración.

Encender, preparar cuatro cosas y olvidarse. Así de sencillo con la nueva bomba de vacío automática testo 565i.

Gracias a la electroválvula que llevan las bombas testo 565i de 7 CFM y 10 CFM, y el vacuómetro testo 552i, únicamente hay que fijar el nivel de vacío objetivo y listo.

La bomba inicia un proceso de vacío automático y tras alcanzar el vacío objetivo, se inicia un test de estanqueidad de forma automática. Sin necesidad de tener que intervenir en ningún momento.

Conexión inteligente para facilitar aún más las cosas.

Todos los datos y resultados almacenados están disponibles a través de la app Testo Smart.

Sumado a la compatibilidad entre si mediante Bluetooth de todos los equipos, hacen de los equipos Testo para refrigeración la herramienta perfecta para el día a día.

Videotutorial de la bomba de vacío automática testo 565i

Únicamente hay que introducir el valor objetivo de vacío deseado y la bomba hará todo el trabajo por si sola. ¿Difícil de creer? Con la nueva bomba de vacío automática testo 565i ya no lo es.

No es necesario perder más el tiempo durante la evacuación de los sistemas de refrigeración gracias a la tecnología de Testo.

Bomba de vacío automática testo 565i

Con test de estanqueidad integrado y 7 CFM (198 l/min)

Bomba de vacío automática testo 565i

Con test de estanqueidad integrado y 10 CFM (283 l/min)

Set bomba de vacío automática testo 565i

Bomba automática 7 CFM y vacuómetro testo 552i

Set bomba de vacío automática testo 565i

Bomba automática 10 CFM y vacuómetro testo 552i